Cerramiento de terrazas, incorpórala a la vivienda.

//Cerramiento de terrazas, incorpórala a la vivienda.

Cada día son más las personas que optan por el cerramiento de terrazas. Tener una terraza en el hogar es ya de por sí un gran beneficio y ventaja ya que nos permite disfrutar del aire libre cuando hace buen tiempo, pero a pesar de eso, existen personas que durante la reforma del hogar, deciden cerrarla para poder tener otro tipo de ventajas.

Por eso es fundamental saber a que uso vamos a destinar esa zona, para poder elegir el tipo de cerramiento más adecuado.

Uno de los mayores motivos para realizar un cerramiento de terrazas exterior es el hecho de querer disfrutar de esa terraza en cualquier época del año, ya que este tipo de cerramientos son reversibles, y los podemos abrir o cerrar cuando queramos. Así podemos utilizar la terraza por ejemplo aunque haga frío y llueva, con el cerramiento dispuesto, o con el calor del verano, con el mismo totalmente replegado.

Cerramiento de terraza y techo cristal

Por otro lado, hay un punto que preocupa a muchos y que muchas veces se convierte en el motivo principal por el cual se deciden a realizar un cerramiento en la terraza y es el hecho de que una obra de este estilo aporta mucha más seguridad al hogar, ya que impide que una persona pueda acceder por esa zona al hogar. El robo se ve disminuido ya que no podrán entrar por la terraza la cual estará cerrada.

Estos cierres también evitan que agentes externos como lo son la lluvia o los vientos no afecten a la terraza y la misma se mantenga intacta, con lo cual, la limpieza y el mantenimiento de la misma será mucho menor a lo que era antes de realizar esta modificación.

Cerramiento de terraza y techo cristalPara este tipo de cerramiento de terrazas lo más recomendable es la utilización de cortinas de cristal. Este sistema permite la utilización de toda la superficie, ya que los materiales que se instalan apenas ocupan espacio, transmiten una enorme sensación de transparencia y amplitud y el tiempo de ejecución de la instalación es realmente despreciable, comparado con una obra realizada con materiales tradicionales.

Como puedes apreciar todo está encaminado al hecho de que puedas disfrutar de tu terraza durante cualquier época del año, para darle mayor versatilidad  y para que el espacio en tu vivienda se adapte siempre a tus necesidades y tus gustos personales.

Pero también puede darse el caso de que el cerramiento de terrazas lo queramos para aumentar la superficie útil de la vivienda, crear un nuevo espacio en tu hogar como por ejemplo una sala, una habitación o un despacho. En este caso el cerramiento debe aportar el grado de aislamiento necesario, por lo que se suelen realizar cierres fijos que no se pueden replegar.

La privacidad es otra de las características que se destaca al decidir cerrar ese espacio exterior.

Cuando se deciden por materiales de calidad para el cerramiento, puedes beneficiarte además de otras cuestiones como lo son por ejemplo el hecho de reducir el ruido y tener un aislamiento que no sea sólo térmico sino también acústico, algo muy beneficioso si vives en un lugar con mucho tráfico en el exterior.

Para este tipo de cierres sobre todo se eligen tipos de carpintería fijos.

De todas formas, lo ideal en ello es poder tener el asesoramiento de un experto en el tema de cerramiento de terrazas acristalados, que nos pueda ayudar a tomar las mejores decisiones y a planear cómo será el cerramiento de terrazas en nuestro hogar.

2018-09-14T12:01:13+00:00